Desde hace unos días los alumnos del colegio Público Pablo Picasso en Manilva, disponen de nuevas instalaciones en el gimnasio, el cual se ha dotado de una zona que se encontraba con espalderas, y que se ha aprovechado para la instalación de un rocódromo que da la posibilidad a los estudiantes de nuevas prácticas deportivas.

Los alumnos del centro se encontraban muy satisfechos y felices de poder contar con esta nueva propuesta deportiva.

Se trata de una dotación en las instalaciones, que hace posible la práctica deportiva de una de las modalidades que más relevancia tienen en el municipio. El director del colegio, Ernesto Romero, ha puesto en valor estas actuaciones y ha querido agradecer la ayuda del consistorio para el pintado de la pared.

El edil de Educación, Daniel Muñoz, ha cursado visita para poner en valor las mejoras que se han desarrollado y ha querido trasmitir que el ayuntamiento de Manilva va a estar siempre apoyando todas y cada una de las iniciativas que sirvan para favorecer a los alumnos.

Fuente:Ayuntamiento de Manilva
Artículo anteriorAvanza el proyecto para la regeneración de la playa del Castillo
Artículo siguienteIzquirda Unida solicita información sobre la reforma de los nuevos contenedores

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí